Inicio Blog › Qué son las fugas eléctricas a tierra y cómo solucionarlas

Qué son las fugas eléctricas a tierra y cómo solucionarlas

Fuga eléctrica a tierra imagen

Las fugas eléctricas a tierra, son una de las fallas más comunes y peligrosas que se presentan en las instalaciones eléctricas domiciliarias. En el presente artículo vamos a explicarle todo lo que necesita saber sobre ellas, lea hasta el final y entérese de todos los detalles.

¿Qué es una fuga eléctrica?

Una fuga eléctrica a tierra es la circulación de corriente fuera de los conductores o cables de un circuito eléctrico. Es decir cuando la electricidad pasa o circula por lugares por dónde no debería, por ejemplo: una pared, una estructura metálica, la carcasa de un artefacto, etcétera. Esto genera un flujo de corriente eléctrica hacia tierra que se traduce en una pérdida de energía.

La fuga eléctrica está considerada como una falla eléctrica y representa un peligro para la integridad física de las personas (peligro de electrocución). También representa un peligro para la economía, por los consumos excesivos que pagará todo aquel que tenga la "mala suerte" de tenerlas en casa.

Causas de una fuga eléctrica a tierra

Son diversas las causas por las que se presenta esta falla, a continuación le presentamos las principales:

  • Pérdida de aislamiento: Este es uno de los motivos principales por el que se presenta una fuga a tierra. Ocurre cuando un cable u otro elemento de la instalación, deja "escapar" la corriente a sitios indeseados porque su cubierta aislante se ha dañado o desgastado.
  • Instalaciones antiguas: Las instalaciones eléctricas con 20 años de antigüedad o más, sufren desgaste de sus componentes predisponiéndolas para esta y otras fallas.
  • Causas de las fugas eléctricas a tierra
  • Instalaciones mal hechas: Una instalación nueva también puede presentar fugas eléctricas a tierra. Generalmente son causadas por error, falta de conocimiento o inexperiencia del instalador.
  • Aparatos en mal estado: Esto aplica para aparatos que tienen carcasa metálica, sobre todo si son muy antiguos o no tienen mantenimiento. Por ejemplo: cocinas eléctricas, lavadoras, secadoras, refrigeradores, congeladoras, entre otros.
  • Materiales de baja calidad: Una instalación puede estar correctamente bien hecha y ser muy reciente, pero si los materiales son de una calidad muy pobre, presentarán fallas más temprano que tarde.
  • Humedad: Los cables que pasan por lugares muy húmedos, como un jardín, son un potencial causante de las fugas eléctricas.

Signos de la existencia de fugas eléctricas en casa

Las fugas eléctricas no son evidentes a simple vista, pero hay ciertos indicadores que podrían advertir sobre su presencia. A continuación le mostramos algunos de los síntomas más comunes de esta falla:

  • Excesos de consumo: La mayoría de personas se enteran de que tienen una fuga de corriente, cuando el consumo de energía eléctrica se eleva de manera repentina y exagerada. El costo puede ser tan excesivo, que puede triplicar o cuadriplicar el monto habitual del recibo de luz.
  • Electricidad en las paredes: Otra señal de la existencia de una fuga eléctrica, es sentir descargas de corriente al tocar los muros o pisos de la casa.
  • Diferenciales que se disparan: Si la instalación eléctrica cuenta con interruptores diferenciales, estos saltan constantemente y sin motivo aparente.
  • Calentamiento de superficies: Una fuga eléctrica puede generar calor, por lo que podría hacer que alguna zona de una pared o piso presenten una temperatura anormal.

¿Cómo saber si hay una fuga eléctrica en casa?

Una forma casera de comprobar si tiene fugas eléctricas a tierra en su domicilio, consiste en realizar lo siguiente:

  • Apague todas las luces.
  • Desconecte todos los aparatos de los tomacorrientes.
  • Observe el comportamiento del medidor.
  • Fugas eléctricas a tierra o exceso de consumo
  • Si el contador sigue avanzando, o registra consumo, es un claro indicativo de la existencia de una fuga eléctrica.

Sin embargo, esta prueba no es concluyente, pues también existe la posibilidad de que el medidor esté averiado o inclusive que estemos frente a un caso de robo de energía.

Cómo detectar fugas eléctricas a tierra

En algunos casos, una fuga eléctrica a tierra se podría encontrar realizando una inspección visual en el lugar donde se sospeche de su existencia. Por ejemplo, abriendo una caja de paso, un tomacorrientes o desmontando una luminaria. Si encuentra cables pelados o que están en contacto con la pared o una parte metálica, está claramente frente a una fuga a tierra.

Cuando la fuga eléctrica se encuentra al interior de una tubería o un lugar de acceso restringido, es muy difícil encontrarla con la simple observación. En estos casos, la manera más rápida y efectiva de ubicarla es realizando mediciones con instrumentos especiales, tales como:

  • Megómetro: Este es el instrumento más utilizado para encontrar fugas eléctricas. Su principio de funcionamiento consiste en medir cuánta es la resistencia de un cableado respecto a tierra. Mientras más alto sea el valor de dicha resistencia mejor, una resistencia menor a los 1 KΩ hará que circule una corriente de fuga hacia tierra.
  • Pinza amperimétrica: Sirve para medir la cantidad de corriente eléctrica que pasa por un conductor. La prueba consiste en medir las corrientes de fase y neutro y comparar los valores, los cuales tienen que ser similares. Una diferencia importante entre las dos lecturas nos indicará la existencia de una fuga a tierra.

Como verá, se necesita de ciertos conocimientos técnicos para solucionar una fuga eléctrica. Es por eso que lo ideal y recomendable, es contratar los servicios de un técnico electricista para realizar las pruebas y diagnóstico de su instalación.

Cómo detectar fugas eléctricas con megómetro o multímetro

Esta sección, es para aquellas personas que tienen conocimientos básicos de electricidad. Como ya lo hemos mencionado, los instrumentos ideales para detectar fugas a tierra son el megómetro y el amperímetro. Sin embargo con un multímetro analógico o digital, que es más fácil y económico de conseguir, también podría hacerse.

El megómetro y el multímetro tienen en común que ambos sirven para medir la resistencia de un circuito eléctrico. El primero mide con más precisión resistencias de gran valor, y el segundo es más preciso para medir resistencia baja. Pues bien, una fuga a tierra es una resistencia baja entre el cableado y tierra y eso lo que vamos a buscar con el multímetro.

Pasos para las mediciones

A continuación, vamos a describir los pasos para realizar las mediciones. El objetivo es asegurarnos que el cableado u otro elemento de la instalación no esté "chocando" con el concreto o una parte metálica.

Detección de fugas eléctricas a tierra
  1. Conexión a tierra: Conectar el cable negro del instrumento al polo o borne de tierra. Si la instalación no cuenta con conexión a un pozo de tierra, debemos buscar un punto que haga contacto firme con ella, por ejemplo: una tubería de agua (de fierro) o una varilla de la estructura metálica del edificio.
  2. Desconexión de artefactos: Debe desconectar los artefactos eléctricos de los tomacorrientes, sobre todo los que tienen carcasa metálica, puede ser que uno de ellos esté con problemas y el objetivo de estas mediciones es comprobar el cableado.
  3. Bajar las llaves del tablero: Estas pruebas se realizan sin corriente y se hacen en el tablero eléctrico de la casa; por lo tanto, tenemos que bajar el interruptor termomagnético del circuito que vamos a comprobar.
  4. Mediciones: Ponemos el multímetro o megómetro en la función de ohmios Ω, luego colocamos la punta de prueba positiva del instrumento en la fase y después en el neutro. Verificamos ambas medidas, si los valores están por encima de 1 MΩ, quiere decir que el aislamiento es aceptable, si se encuentran entre 1kΩ a 100kΩ, es bajo aislamiento, pero si están en menos de 1kΩ es fuga a tierra. También es probable que marque cero, en cuyo caso estamos ante un cortocircuito a tierra, la forma más grave de una fuga eléctrica.
  5. Comprobación de los demás circuitos: Si tenemos más de un circuito y el primer circuito está sin problemas, pasamos al siguiente y así sucesivamente hasta comprobarlos todos. Le recomendamos tomar nota de los valores encontrados.
  6. Medición de artefactos: Es probable que aparatos que tienen carcasa metálica y hacen contacto con el suelo o la pared tengan fuga eléctrica. Desconéctelos y mídalos, si marcan fuga deben ser cambiados o reparados por un especialista.

Cómo reparar las fugas eléctricas a tierra

En caso encontremos un circuito con fuga a tierra, vamos a intentar repararlo realizando las siguientes acciones:

  • Apertura de cajas: Una vez identificado el circuito que tiene problemas, siga su ruta desde el tablero y abra una a una las cajas de paso, tomacorrientes o puntos de alumbrado. Mientras va abriendo, realice mediciones del circuito, es probable que la fuga desaparezca, lo que quiere decir que la falla se produjo por cerrar mal ese punto.
  • Aislamiento de cables: Si el cable hizo tierra con la caja de paso (metálica), entonces debemos revisarlo bien para ver donde se ha pelado y cubrir con cinta aislante de buena calidad. Luego cierre la caja cuidadosamente para evitar que vuelva a hacer tierra. La mayoría de fugas eléctricas se solucionan de esta manera.
  • Reemplazo del cableado: Si a pesar de haber abierto todas los puntos del circuito, las mediciones siguen arrojando valores de fuga eléctrica, lo más seguro es que el problema esté presente en el cable al interior de los tubos. Esto sucede a menudo con cables antiguos o que pasan por sitios húmedos, como un jardín o cerca de una fuente de agua. Lo mejor que se puede hacer en este caso es sacar el cable, reemplazarlo y/o buscar una ruta alterna para dicho circuito.

Cómo evitar fugas eléctricas a tierra

Hay muchas formas de prevenir este tipo de problemas eléctricos, a continuación le presentamos los principales:

  • Instale diferenciales: Si no tiene interruptores diferenciales en su tablero, es momento de pensar en ponerlos. Estos dispositivos detectan fugas a tierra desde 20 miliamperios y lo protegen contra una descarga.
  • Renueve su instalación: Si los cableados de su casa son muy antiguos o están en mal estado, lo mejor es reemplazarlos en su integridad, sobre todo si tienen más de 20 años de antigüedad.
  • Reparación de fugas a tierra de electricidad
  • Utilice materiales de calidad: Si va a reemplazar sus cableados, compre unos de buena calidad, cambiarlos es muy trabajoso y la mano de obra para hacerlo es costosa, así que lo mejor es hacer una buena inversión.
  • Contrate profesionales: De poco o nada sirve comprar los mejores materiales, si no son instalados por electricistas expertos y capacitados.
  • Conecte sus artefactos con carcasa metálica a tierra: Aunque esto no evita una fuga eléctrica, si le ayuda a prevenir accidentes contras descargas eléctricas.

¿Son peligrosas las fugas eléctricas a tierra?

Por supuesto, los artefactos eléctricos que tienen una carcasa metálica pueden resultar potencialmente peligrosos si llegan a presentar algún fallo. El contacto accidental con la carcasa electrificada puede ocasionar que una persona reciba una potente descarga eléctrica.

Entre esos artefactos tenemos a los refrigeradores, congeladoras, exhibidoras de productos, hornos eléctricos, motores y cocinas eléctricas. Como ya lo mencionamos antes, es importante que este tipo de artefactos tengan su cable de tierra conectado a un pozo a tierra y su respectivo diferencial.

Servicio de detección y reparación de fugas eléctricas a tierra

En Grupo Navarro contamos con el servicio de electricistas a domicilio, expertos en la detección y reparación de fugas eléctricas. Nuestro personal cuenta con los instrumentos y experiencia necesaria para brindar este servicio. ¡Contáctenos!

Esperamos que este artículo sobre las fugas eléctricas a tierra le haya parecido útil e informativo, nos leemos en otra publicación.

5/5 (1 Votos)